DIEGO GÓMEZ GARCÍA

@diegogomezgar

David De las Heras estudió Periodismo y Comunicación Audiovisual en la Universidad Rey Juan Carlos antes de entrar profesionalmente en el mundo de los medios de comunicación. Sus trabajos en Deportes Cuatro y Punto Pelota, por ejemplo, componen un currículum que completa su canal de YouTube, que cuenta con más de medio millón de suscriptores -el más grande de España relacionado con el fútbol-. YouTube y, en general, el periodismo, es el hilo conductor de su charla con Mundo Esférico.

Pregunta: ¿A qué se debe, bajo su punto de vista, el gran crecimiento que ha experimentado su canal en los últimos meses (especialmente este último verano)?

Respuesta: Yo solo tengo la culpa de la constancia y la reinvención a la hora de subir contenidos, preparar formatos e informar. Pero sobre todo la mayor parte del éxito recae en la confianza y el apoyo de la audiencia en mi trabajo a la hora de informar. Sin eso sería imposible.

En España hay bastantes canales de YouTube muy reconocibles que se dedican al periodismo deportivo (Rafael Escrig, Campeones, Ecos del Balón etc.). El suyo es el que más suscriptores tiene y también probablemente el que más se dedica a tratar la actualidad pura y dura. ¿Cree que ceñirse a la actualidad es una de las claves para haber conseguido tantos suscriptores? ¿Por qué cree, en general, que su canal tiene tanto éxito?

Creo que al fin y al cabo todos tratamos la actualidad, ya sea más activamente o no, pero todos estamos pendientes del día a día en el fútbol y eso marca nuestro contenido. Tampoco hago siempre actualidad ni baso mi contenido en conseguir suscriptores. No creo que nadie lo haga. Supongo que conseguir que cada suscriptor se suscribe por algo y no tiene por qué coincidir. A algunos les gustará un contenido, a otros unos vídeos, a otros una forma de contar las cosas, a otros la constancia a la hora de subir vídeos… No existe una fórmula concreta.

En promedio, cuánto tiempo necesita usted para tener preparado un vídeo incluyendo todas las fases del mismo (documentación, grabación y edición)? ¿Cuántas horas al día puede llegar a dedicarle a YouTube?

Lo cierto es que no lo sé. Depende del vídeo tardo más o menos. No sabría darte un promedio porque hay vídeos que nacen de una información mía, o nacen de una información de otro medio. O una información en la que ahondas, o varias informaciones. Todo ello lleva su correspondiente documentación, grabación, edición, subida… No sé cuánto tardo. Cada vídeo tarda su tiempo, algunas veces más y otras menos.

Su canal de YouTube es uno de los más activos actualmente, al haber varios vídeos al día todos los días de la semana. ¿Cómo compatibiliza su trabajo en otros medios y su vida personal con semejante carga de trabajo en YouTube?

Con organización todo es posible. A veces es difícil compaginarlo todo, pero pasaría algo similar si estuviera trabajando en cualquier medio deportivo. Quizá no sería tan sacrificado el hecho de los tiempos… Por ejemplo, un día tuve que irme de una cena de Navidad porque me contaron que el Barça se había lanzado de nuevo a por Coutinho y fui a grabar un vídeo, luego volví. Hay casos así porque YouTube no tiene límites de tiempo y tengo el compromiso de informar a mi audiencia siempre que puedo, no todo es tan sencillo como lo pintan.

Para usted, ¿YouTube es algo transitorio o cree, por el contrario, que su auge se mantendrá con el paso de los años?

Creo que si lleva 13 años siendo la plataforma líder de internet respecto a la emisión y difusión de contenido audiovisual es por algo. No sé si será para siempre o no, pero pienso que hay YouTube para rato.

Una cierto sector de la gente que se dedica al mundo audiovisual suele despreciar y tener un cierto recelo, por decirlo de algún modo, a YouTube y a los youtubers. ¿Por qué cree que existe este rechazo?

Vivimos en un país de etiquetas. Todo el mundo quiere etiquetarlo todo y algo así pasa con YouTube. La palabra ‘youtuber’ tiene ya incluso una connotación negativa de por sí. Parece que implica que seas un niño friki con suerte que haciendo el tonto grabas vídeos y te dedicas la vida con ello y no es así. Cada vez más profesionales usan YouTube, cada vez se hace mejor contenido, cada vez es el trabajo de más personas. Muchos medios y profesionales no valoran ni aprovechan el potencial de esta plataforma porque la ven como una amenaza y no como una aliada, que es como debería ser.

Muchos medios tradicionales no pasan, en los tiempos que corren, por su mejor momento. ¿Evolucionar para tener más presencia en YouTube puede ayudar a mejorar su situación?

No creo que dependa mucho lo bien o mal que vayan de su presencia en YouTube, pero estamos viendo como la radio y la prensa deportiva cada vez hace más contenido en YouTube y tienen canales que van en constante crecimiento. El único medio que no acaba de dar el salto a YouTube es la TV deportiva. Si nos fijamos solo El Chiringuito sube cortes de su programa y tienen un canal propio, lo cual me parece un gran acierto por parte del equipo de Pedrerol, y Movistar + también hace lo propio con El Día Después y otros programas. Pero en España el salto de TV deportiva a YouTube es muy limitado. Supongo que será difícil también por cuestión de derechos.

En un momento en el que el mercado laboral en el mundo está tan precarizado, ¿qué considera más importante para conseguir obtener una estabilidad laboral y económica?

Si lo supiera lo difundiría por allá donde pudiera para que todo el mundo tuviera la estabilidad. Es difícil y es un problema que siempre ha estado latente en nuestra sociedad. En el mundo de la comunicación se acentúa aún más porque muchos proyectos son temporales y los trabajos van y vienen. Es difícil llegar a una situación de estabilidad o que cualquier proyecto consiga sobrevivir por un plazo muy largo con el mismo equipo de trabajo. Estamos en una etapa de cambios en todo. La comunicación está cambiando mucho en los últimos años. Hace diez años seguro que nadie se planteaba el boom actual que está viviendo YouTube.

Actualmente, muchos periodistas acceden a este mundo sin haber cursado los estudios correspondientes (el grado en Periodismo, por ejemplo). ¿Considera que el intrusismo laboral es un problema?

Hay muchas perspectivas de cómo mirarlo. Lo primero es valorar si lo que desempeñan esos ‘intrusos’ es periodismo o comunicación. Pienso que salir en un medio de comunicación no es hacer periodismo y tampoco soy quién para valorar si hace bien una empresa invirtiendo su dinero en unos u otros. Lógicamente como periodista soy corporativo y me gustaría que trabajara alguien con formación, pero no es cosa mía.

Al hilo de esta pregunta sobre el intrusismo laboral. ¿Volvería usted a estudiar lo que estudió (Periodismo y Comunicación Audiovisual)?

Sí, claro, pienso que la formación puede mejorar mucho, pero no me arrepiento de haber enfocado 5 años de mi vida a formarme para llegar a ser quién soy actualmente y haber trabajado donde he estado. Mi vocación por el periodismo y la comunicación es total. Lo estudiaría una y mil veces.

Usted ha trabajado en diferentes medios de comunicación a los que los espectadores pueden acceder gratuitamente. A menudo, suele decirse que el buen periodismo deportivo hay que pagarlo. ¿Está usted de acuerdo con esta afirmación?

No tiene por qué. Es cierto que si pagas por un contenido tienes que exigir un mínimo de calidad y esperas que ese producto tenga esa calidad. Pero en los medios ‘gratuitos’ también se ofrece calidad, lo único que no hay tanta exigencia sobre ellos como sí la hay sobre los de pago. Vamos, no debería haberla y más si el medio es privado y no público, pienso yo.

¿Qué medio de comunicación, bajo su punto de vista, trata mejor la información deportiva actualmente?

No tengo ningún medio como referencia. Procuro ver la máxima cantidad posible de contenido y disfrutar de la oferta que tenemos actualmente, pero no tengo un medio que sea para mí la referencia o el mejor. Procuro intentar que sea mi canal de YouTube el que tenga información más detallada y variadas. Consumo muchos medios pero no me quedaría con ninguno, prefiero hacerlo con todos.

¿Cuál es su principal referente periodístico? (o cuál fue en el pasado, de no haberlo ahora) ¿Y futbolístico?

No tengo un referente periodístico. Me he fijado desde siempre en todos, pero no tengo a ninguno en concreto. Me intento quedar con lo mejor de cada uno y aprender de ellos.

Usted trabajó en Punto Pelota, el predecesor de El Chiringuito. ¿Considera que este tipo de programas hacen realmente buen periodismo? ¿cree que este es un periodismo de calidad?

Yo no he llegado a trabajar con Josep Pedrerol ni el equipo actual del Chiringuito, mi presencia en Punto Pelota fue posterior. Insisto en la idea de que en España ponemos etiquetas a todo para referirme a el Chiringuito, ya que a alguien se le ocurrió decir que es el ‘Sálvame del fútbol’ y se ha quedado con esa etiqueta. Sinceramente pienso que un programa en el que el equipo tiene contacto directo con vestuarios o agentes sí hace buen periodismo. Al menos lo pienso yo. También creo que a veces ese periodismo es un poco víctima de que es un programa televisivo y el show lo acaba perjudicando. Pienso que televisivamente es un programa entretenido y periodísticamente no es tan atroz como todo el mundo lo pinta, al contrario.